Cómo establecer las bases de tu equipo

18 julio 2012


Seguramente, a lo largo de tu carrera profesional, te habrás topado con equipos problemáticos. El desconocimiento de la misión común, unas funciones mal asignadas...son varios los factores que pueden contribuir a esta situación. Sin embargo, a menudo existe un denominador común: las bases del equipo no fueron establecidas de manera sólida. El funcionamiento en equipo se basa en cuatro pilares que conviene conocer:

Un equipo que triunfa es un equipo que alcanza sus objetivos






PILAR 1: LA MISIÓN

En un principio, un equipo se constituyen alrededor de un objetivo común que todos sus miembros comparten. En el ámbito de la empresa, ese objetivo cobra forma de misión que da sentido al trabajo colectivo.

¿Cómo delimitar la misión del equipo?

- Definir el valor del equipo, es decir, ¿cuál es la razón de tu equipo?¿qué esperamos de él?

- Establecer las actividades colectivas, es decir, ¿qué actividades ha de poner en marcha el equipo para conseguir los resultados esperados?

- Localizar los agentes externos que tengan que ver con tu equipo: clientes, proveedores, funciones de apoyo,...

    ¿Que hay que tener en cuenta?

    La misión es fundamentalmente una herramienta de movilización. Para que puedas jugar plenamente tu papel agrupador, debes tener en cuenta los siguientes aspectos:

    - Debes hacer partícipes a tus colaboradores del enunciado de la misión. Adopte un discurso movilizador. No impongas una misión sacada como por arte de magia.

    - Debes ser sintético en el enunciado de la misión. No confundas la misión con la definición técnica de las actividades que hay que llevar a cabo.

    - Debes hacer hincapié en la finalidad del trabajo en equipo. La misión debe constituirse como una referencia duradera cargada de ambición.


    PILAR 2: LOS OBJETIVOS COLECTIVOS

    Un equipo que triunfa es un equipo que alcanza sus objetivos. Los colaboradores necesitan objetivos concretos.

    ¿Cómo fijar los objetivos de un equipo?

    - Debes expresarlos en forma de resultados que se han de alcanzar para satisfacer las expectativas de los clientes
    Estos resultados deberán ser realistas y accesibles en el marco normal del trabajo en equipo.

    - Deberán alcanzarse en un plazo concreto y tienen que basarse en unos criterios objetivos de medición del desempeño.

    - Tienen que ser coherentes y en un número limitado. Los colaboradores deberán concentrar su esfuerzo en las prioridades colectivas enunciadas en la misión. Un exceso de objetivos entorpece la eficacia.

      ¿Qué hay que tener en cuenta?

      Explica los objetivos de una manera motivadora. Informa a los miembros del equipo de las recompensas colectiva en caso de éxito.


      PILAR 3: EL FUNCIONAMIENTO COLECTIVO

      Se trata de la manera en la que los miembros de un equipo trabajan entre ellos. La organización ha de ser clara y actuar al servicio del resultado.

      ¿Cómo implementar un funcionamiento colectivo eficaz?

      Debes distribuir las diferentes actividades entre los miembros de tu equipo:

      - Enumera las diferentes actividades que hay que implementar, partiendo de los productos o servicios que tu equipo puede ofrecer.

      - Para cada actividad, identifica los puntos clave que puedan llegar a condicionar las competencias del equipo.

      - Asigna el trabajo en función de las competencias del equipo.

      - Emprende acciones de capacitación que permitirán a cada miembro del equipo incrementar la eficacia de su desempeño y evolucionar dentro del equipo.
        Debes coordinar los esfuerzos individuales. Los diferentes miembros del equipo deberán realizar un trabajo complementario. Para garantizar la coherencia del conjunto:

        - Formaliza el proceso de trabajo.

        - Explica a los colaboradores la lógica de las interacciones y la complementariedad de las actividades.

          ¿Qué hay que tener en cuenta?

          - Haz que la información sobre el trabajo y los resultados fluya entre los miembros del equipo. Sírvete de las herramientas adecuadas para repartir la información: cuadros descriptivos de los procesos y de las funciones, reuniones e informes, distribución de documentos,...

          - Atribuye a cada uno responsabilidades que aporten sentido a su trabajo. Las actividades parceladas son desmotivadoras. La organización del trabajo ha de permitir que cada uno realice una actividad completa de la que pueda ver el resultado.


          PILAR 4: UNA RELACIÓN CLARA CON LOS MIEMBROS DEL EQUIPO

          ¿Cómo dejar clara la relación de tu equipo con sus compañeros?

          - Identifica en profundidad a los diferentes miembros del equipo.

          - Analiza y concilia sus expectativas.

          - Valora lo que les puede pedir a cambio.

            ¿Que hay que tener en cuenta?

            - Asegúrate de conocer bien a tu cliente final y comprueba que las exigencias de los beneficiarios intermedios estén siempre justificadas.

            - Debes hacer participar a todos los miembros de tu equipo con el seguimiento de la relación. 



              No hay comentarios:

              Publicar un comentario

              NOTICIAS Y SITIOS DE INTERÉS

              LO + VISTO